10 dic 2018 | Actualizado: 18:30

El Código Infarto, una respuesta frente a la enfermedad cardiovascular

Oliván ha reconocido el esfuerzo de los profesionales para preparar el protocolo en tan breve espacio de tiempo

lun 19 enero 2015. 17.16H
Redacción. Zaragoza
El consejero de Sanidad, Bienestar Social y Familia, Ricardo Oliván, el Gerente del Salud, Ángel Sanz, la presidenta del Colegio de Médicos de Zaragoza, Concha Ferrer, y la jefa de Servicio de Cardiología del Hospital Miguel Servet, Isabel Calvo han participado en la inauguración de la jornada a la que asisten 230 facultativos.

Isabel Calvo, jefa de Servicio de Cardiología del Hospital Miguel Servet; Concha Ferrer, presidenta del COMZ; Ricardo Oliván, consejero de Salud, Bienestar Social y Famila; y Ángel Sanz, gerente del Salud.

Oliván señalado que “sobran argumentos para resaltar la importancia de las enfermedades cardiovasculares, y en concreto la enfermedad isquémica”.  De hecho, ha reconocido, “el impacto que tienen en nuestra sociedad, tanto en nuestros servicios sanitarios como en la salud en general, nos obliga a prestar atención a su cuidado”.

El tiempo como factor determinante

Oliván ha subrayado que el tiempo se manifiesta como determinante en el diagnóstico, también en el tratamiento, así como en el pronóstico de la patología isquémica. En este sentido, ha recordado que el código infarto es un proceso mediante el cual, ante la sospecha de un Infarto de Miocardio, se coordina todo el sistema sanitario para actuar e intentar abrir la arteria obstruida en un tiempo mínimo, lo que ha demostrado que mejora considerablemente la supervivencia y reduce las consecuencias que puede tener el infarto agudo de miocardio en los pacientes afectados.

El consejero ha reconocido que “el Servicio Aragonés de Salud dispone de una amplia red de recursos sanitarios, todos necesarios para la implantación del Código Infarto: Atención Primaria, transporte sanitario, servicios de urgencias, unidades de cuidados intensivos, servicios de hemodinámica...”y se ha referido a que con el esfuerzo de los profesionales, “hemos sido capaces de organizar los recursos, de manera que, aprovechando el conocimiento disponible, disminuyamos los tiempos de diagnóstico y tratamiento adecuados”.

Finalmente, el consejero ha reconocido el esfuerzo de los profesionales en preparar el protocolo en tan breve espacio de tiempo, y ha manifestado un agradecimiento especial a todos los que han participado en la elaboración del Código Infarto: especialidades de Hemodinámica, Cardiología, Cuidados Intensivos, Urgencias, 061, Medicina de Familia, Enfermería. El Código Infarto está avalado por la Sociedad Aragonesa de Cardiología, por Semes-Aragón de Medicina de Urgencias y la Sociedad Aragonesa de Medicina Intensiva y Unidades Coronarias.

De cara al próximo lunes, día 26 de enero, coincidiendo con la puesta en marcha del Código infarto, la presidenta del Colegio de Médicos de Zaragoza ha anunciado que “la institución será un espacio cardioprotegido con la implantación de sendos desfibriladores en esta sede y en nuestro centro de formación”. Para ese día se está preparando la realización de un simulacro con desfibriladores en la plaza Diego Velázquez, junto a la sede central.

ENLACE RELACIONADO

Un plan reduce la mortalidad y ofrece una respuesta más rápida ante el infarto (15/01/15)