Redacción Médica
25 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 11:15

Echániz anuncia cambios “desde el punto de vista estructural y funcional”

El consejero de Sanidad y Asuntos Sociales pide el apoyo de los sindicatos y de los empresarios

Martes, 28 de junio de 2011, a las 16:23

Redacción. Toledo
El consejero de Sanidad y Asuntos Sociales de Castilla-La Mancha, José Ignacio Echániz, ha afirmado que la labor “esencial” de su área será atender a “los más necesitados” en todos los ámbitos de la sociedad. Durante el traspaso de poderes, Echániz ha expresado el honor que para él supone formar parte de un gobierno presidido por María Dolores Cospedal, cuya “capacidad” e “inteligencia” darán, dijo, “el impulso que esta región necesita para los próximos años”.

La presidenta María Dolores Cospedal y el consejero José Ignacio Echániz.

De esta forma, ha destacado la “gran responsabilidad” de ser uno de los siete consejeros del Gobierno de Castilla-La Mancha por los “deberes” y los “retos” que el Ejecutivo regional tendrá que afrontar.

El titular de Sanidad y Asuntos Sociales ha advertido de que “corren tiempos difíciles” para el conjunto del país en “muchos órdenes”, entre ellos el sanitario, en referencia a las “tensiones” a las que, según ha aseverado, se ha sometido al Estado del Bienestar, “que están generando preocupación, dolor y sufrimiento en muchas familias del país y de la región”.

Por ello, José Ignacio Echániz ha solicitado la ayuda tanto del resto del Gobierno de Castilla-La Mancha como de los funcionarios de la Consejería distribuidos por las cinco provincias que “tienen una enorme tarea por delante”, al tiempo que ha anunciado cambios que mejoren el área de Sanidad y Asuntos Sociales “desde el punto de vista estructural y funcional”.

En ese sentido, pidió la ayuda de los profesionales de todas las competencias de la Consejería, ya que “sin ese aparato administrativo capaz y responsable” será imposible desarrollar todos los proyectos que quieren impulsar los próximos años.

Echániz solicitó el apoyo de los sindicatos y de los empresarios porque sin el apoyo de toda la sociedad civil “será difícil realizar bien nuestra tarea”. Asimismo, pidió la ayuda de “todos y cada uno de los castellanomanchegos”, quienes “serán el destino de todas nuestras políticas”.