Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 19:45

Los médicos proponen que las competencias sanitarias vuelvan al Estado

El Sindicato Profesional de Las Palmas afirma que los recortes triplican la media nacional

Jueves, 20 de octubre de 2011, a las 17:32

Redacción. Las Palmas
El presidente del Sindicato Profesional de Médicos de Las Palmas, Isidro Rexachs, ha afirmado que "a lo mejor" habría que devolver las competencias de Sanidad al Estado para que los canarios dejen de ser "ciudadanos de tercera". Así se manifestó tras las declaraciones del presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero, en las que aseguró que algunos sindicalistas "son los principales instigadores contra lo público".

Isidro Rexachs.

"Todos (los sindicalistas) nos sentimos aludidos salvo que el presidente quiera personalizar sus palabras", dijo. Ante esto, recordó lleva más de 33 años trabajando en el sector público y que es un firme defensor y creyente en lo público, por lo que matizó que no va a tirar piedras sobre su propio tejado. Rexachs explicó que los recortes presupuestarios en Canarias en materia Sanidad casi triplican la media de recortes a nivel nacional. "Esto indica que estamos desfasados en el conjunto de la sanidad", agregó.

Sobre la retirada de los programas de tarde, comentó que son gastos que hacían falta para bajar las listas de espera en la islas, lo que conllevaría en una mejora de la calidad sanitaria del archipiélago. "Si no, las listas de espera se van a incrementar y lo que pasará será que se empeorará la asistencia de la Sanidad en Canarias".

Un problema de prioridades

Cuestionado sobre qué gana el presidente canario con este tipo de declaraciones, el presidente del sindicato explicó que gana presupuesto para aguas territoriales o policía canaria. "Ahí sí que no hay problemas para poner el dinero. Da prioridad a cosas que no son servicios básicos", afirmó.

Por este motivo, apuntó que con todo esto el sindicato "se empieza a plantear que a lo mejor lo que hay que hacer sería devolver competencias al Estado para que todos los españoles seamos iguales y los canarios no seamos ciudadanos de tercera". Finalmente, Rexachs hizo especial hincapié en que el verdadero instigador contra la sanidad pública es el propio presidente del Gobierno de Canarias, y no los sindicalistas.